Madrid Tapas

Los mejores bares de tapas de Madrid

Título de la foto

El Abuelo.

La oferta de restaurantes madrileños es tan amplia y variada como lo son los gustos de sus habitantes. Y si al comedor tradicional (con sus mesas y sus manteles) le sumamos las barras (con sus tapas y sus raciones), el número se dispara de forma más que considerable. Porque, por encima de los chefs de prestigio de fama internacional, la tapa es la figura gastronómica española más reconocida en nuestra curtida piel de toro.

Durante los últimos años, crisis económica mediante, la vigencia de esta forma de comer ha multiplicado enteros: permite organizar un menú a la medida del bolsillo del que lo pide, apuesta por encuentros informales, es ideal para probar varios platillos en una misma comida... El género tradicional se reivindica, tanto que hasta los grandes cocineros las elaboran como entrantes en sus menús degustación y los barrios organizan concursos para elegir la más rica de la zona. Por estricto orden alfabético, y sabiendo de antemano que no se puede agradar a todo el mundo, estos son nuestros bares de tapas favoritos en Madrid:

La Ardosa. Colón, 13. 91 521 49 79. La auténtica, la de la calle Colón, es una taberna liberal repleta de recuerdos de otra época. Entre sus especialidades, destaca la tortilla de patatas (que se cuaja según se enfría en barra) y el salmorejo. Aquí se instaló el primer grifo de Ginness madrileño, aunque buena parte de la clientela se inclina por su vermú.

La Ardosa.

Bodegas Rosell. General Lacy, 14. 91 467 84 58. Fundada en 1920, esta tasca madrileña conserva el encanto de las tabernas castizas. Por fuera, llaman la atención los coloridos azulejos de Talavera anunciando vinos de Valdepeñas; por dentro, un amplio salón con barra de madera donde opera, desde sus orígenes, la familia Rosell. Para comer, bacalao (al horno, rebozado o con alioli), salmorejo en tazón o boquerones en vinagre. La bodega alberga hasta 200 referencias.

Las Bravas. Callejón de Álvarez Gato, 3. 91 522 85 81. Un clásico de la capital: sus patatas bravas, doradas por fuera y tiernas por dentro, cubiertas con una genuina salsa patentada. Completan la oferta con oreja a la plancha y pinchos morunos.

La Caleta. Foto: Javi Martínez

La Caleta. Tres Peces, 21. 645 388 077. La gaditana María Espejo elabora en este pequeño local de Lavapiés las mejores frituras sureñas de Madrid. Pijotas, acedías, camarones, puntillitas, bienmesabe... Todo rebozado en harina de garbanzo, llega a la mesa en cucuruchos de papel de estraza.

Casa Santoña. Avenida de Nazaret, 10. 91 409 63 25. A Casa Santoña se viene a comer anchoas, traídas del Cantábrico y tratadas de forma artesanal -las espinas se quitan una a una con pinzas de depilar- en la factoría que tienen en Los Molinos. Se sirven tal cual, aderezadas con un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Para completar el ágape, sardinas marinadas en ajoblanco, mojama de atún, alcachofas a la plancha o chuletitas de cordero.

La Casa del Abuelo. Victoria, 12. 902 02 73 34. Casa regentada por la familia Ruiz y Waldburger en la que se despachan cientos de kilos de gambas a la semana: a la pancha o cocidas, al ajillo, en gabardina, en brocheta con salsa picante... De beber, vino 'del abuelo', un caldo abocado que es el otro producto estrella.

La Catapa. Menorca, 14. 91 574 26 15. Ubicado en el mismo local que antaño ocupaba Laredo (hoy en Doctor Castelo, 30), Miguel Ángel Jiménez se desenvuelve con soltura tras este mostrador. Ofrece cocina de temporada, por eso su carta oscila entre las mollejas con boletus y foie, las habitas con chopitos, los berberechos al vapor, la gamba roja, los callos con patas y morros... Nunca falla el steak tartare ni el salmorejo con ventresca.

La Chula de Chamberí.

La Chula de Chamberí. Fernando El Santo, 11. 91 308 55 49. El último proyecto culinario de los chefs David Marsal y Olivier de Belleroche junto a la sumiller Ana Losada. Raciones tradicionales, sazonadas con una pizca de vanguardia en las presentaciones y dispuestas en un local desnudo. Lo importante sale del fogón: ensaladilla rusa, croquetas de cocido, cazuela de mejillones, caracoles guisados, rabo de toro... Siempre se vuelve a por más.

La Dolores. Plaza de Jesús, 4. 91 429 22 43. Frente a la iglesia del Cristo de Medinaceli, ésta es una de las tabernas más concurridas y celebradas de Madrid. Impresionante barra de mármol en la que se aprieta una parroquia ávida de gildas, boquerones en vinagre, canapés de bonito en escabeche o raciones de salmón ahumado. Vuelan las cañas tiradas con arte.

Evboca.

Evboca. Pradillo, 4. 91 519 55 64. Carlos Moreno, discípulo de Quique Dacosta, propone una divertida selección de bocados creativos pero de sabores reconocibles. Sirva de muestra el bocadillo de calamares con pan de tinta y alioli, la tortilla de patatas morada, el cuscús de pato o la 'Pantera Rosa' (un enrollado de pan con mousse de salmón y eneldo, cubierto con una capa de cacao rosa).

Fide. Ponzano, 8. 91 446 58 33. Templo del marisco a pie de barra. Despojado de decoración y sin un solo taburete (la comodidad no es su fuerte), lo interesante es la materia prima que llega desde Cambados: nécoras, bueyes de mar, percebes... Además, son celebérrimos la ración de boquerones en vinagre y el canapé de anchoas.

Vilalúa. Ayala, 87. 91 277 28 06. Una 'pulpeira galega' en el corazón del barrio de Salamanca. Decoración neorrústica y pulpo como principal reclamo: se presentan en la tradicional bandeja de madera, con pimentón murciano y aceite de Jaén (los cachelos van a parte). Para redondear la experiencia, ribeiro en tazón.

¿Qué buscas?

Restaurantes

Provincia
Localidad
Tipo de cocina
Precio

Cines

10 » Comentarios ¿Quieres comentar? Entra o regístrate

  1. FranciscoVaz 30.may.2013 | 14:35

    #1

    No entiendo como no han tenido en cuenta a EL ROCIO en el Pasaje Mathieu (a 30 segundos de la Puerta del Sol). Ofrecen mas de TREINTA raciones, entre ellas el mejor mejillón al vapor recién hecho, unas gambas a la plancha que superan en calidad y en precio las de EL ABUELO (a donde yo iba desde hace mas de 50 años pero que se han pasado, incluso en suciedad - vean los suelos de la foto). Además en EL ROCIO te obsequian con una jarra de sangría al consumir 4 raciones. Soy de Madrid y vivo en Las Palmas pero cuando paso en tránsito por Barajas, planifico seis horas de diferencia entre los vuelos para ir a EL ROCIO con mi mujer para tomarnos nuestras raciones preferidas: mejillones al vapor, gambas plancha, puntillas de calamar y morcilla, y la sangría. Una delicia.

  2. Mgx 30.may.2013 | 15:28

    #2

    ... Y La Chuequita! en la misma plaza de Chueca! ;)

  3. mnp 30.may.2013 | 18:38

    #3

    Si a alguien le parece normal pagar 9,95 ¤ por 6 gabardinas en La Casa del Abuelo a mí no, me parece un robo a mano armada. Con lo cual esta lista no estoy muy segura de que sean los mejores lugares de tapas de Madrid, que estuve allí hace 2 fines de semana.

  4. Productor 30.may.2013 | 19:20

    #4

    Los precios que tienen FIDE son caros. Otros establecimientos de calidad tienen precios más contenidos y moderados. FIDE no es ni la sombra de lo que era hace unos años.

  5. Astucias 31.may.2013 | 05:57

    #5

    Fide es templo del marisco a pie de barra. Sí señor. Pero más templo del marisco a pie de barra, si cabe, es El Doble.

  6. minnesaenger 31.may.2013 | 09:59

    #6

    La Chula de Chamberí difícilmente puede calificarse como un bar de tapas. Simplemente, porque no tiene tapas. Ni gratis ni de pago. Sólo raciones y tostas, todo bastante caro para un bar. La caña cuesta 1,50 ¤ y un refresco 2,10 ¤. Como acompañamiento, un pobre bol de patatas fritas de bolsa. Totalmente fuera de lugar en esta lista.

  7. Confederado 31.may.2013 | 10:44

    #7

    esta lista es tipica y topica..algunos sobran otros no, pero faltan imprescindibles...

  8. lprietoesc 06.jun.2013 | 15:24

    #8

    ¡¡Falta LA ROSI!! en el Barrio del Pilar. Tapas baratísimas con mucha cantidad. En especial están buenas las patatas dos salsas, una delicia y a sólo 3,50¤ un plato bien grande. y también falta el mítico ONDIÑAS entre Francos Rodríguez y Estrecho. Ese pequeño bar que siempre está a rebosar donde te pides una caña y cada rato te van pasando una tapa diferente. Comes gratis, sólo pagas la bebida. Un lujo.

  9. NachoMansilla 26.jun.2013 | 18:32

    #9

    Qué buenas y qué míticas todas. Hace tiempo que no voy a El Abuelo, tendré que ir pronto!

  10. aloge 12.ago.2014 | 21:59

    #10

    La Casa del Abuelo. Me gusta "el vino del abuelo" pero las gambas al ajillo son mejores al otro lado de la calle en Restaurante Fatigas del Querer. Aloge.eu

Queremos saber tu opinión
Usuario registrado
Recordadme en este ordenador
Recuperar contraseña »
¿Eres un usuario nuevo? Regístrate