Metropoli

Blog Soñar despierto

Las grandes joyas del verano

Entre superhéroes, películas de animación cada vez más insulsas (la decadencia de la animación, no técnica pero sí creativa, es un asunto muy serio, del que habrá que hablar en algún momento), restos de saldo de otros años y frikadas inclasificables (léase "Shirley. Visiones de una realidad"), en la cartelera veraniega han sobresalido dos películas, la producción independiente estadounidense "Begin Again" y la china "Un toque de volencia". Y, ojo, no estoy hablando de los tuertos en el país de los ciegos, sino de dos grandísimas joyas, serias candidatas al título de mejor película del año.

Mark Ruffalo y Keira Knightley en "Begin Again"

En 2006, el dublinés John Carney sorprendió y emocionó a propios y extraños con una preciosa historia de amor platónico titulada "Once", cuya banda sonora inmediatamente pasó a formar parte del acervo colectivo. Ocho años después, vuelve a conseguirlo con "Begin Again", que no es un remake ni una continuación de "Once", pero sí su consecuencia lógica: como ella, está ambientada en el mundo de la música indie y como ella cuenta una relación sentimental condenada desde su mismo inicio a no verse culminada jamás.

Mark Ruffalo es un productor neoyorquino que antaño tuvo mucho éxito y que atraviesa sus horas más bajas: alcoholizado, expulsado de su casa por su esposa y despedido de la misma discográfica que había fundado. Keira Knightley es una inglesa aspirante a estrella en Nueva York abandonada por su novio, reconvertido en un ídolo de adolescentes, que está a punto a de tirar la toalla. Una mágica noche ambos coinciden en un garito neoyorquino y sus vidas dan un giro radical.

Preciosas canciones, una sensibilidad fuera de lo común para retratar a los personajes, diálogos inteligentes, un montaje tan arriesgado como brillante (sobre todo en la primera media hora), la eficacia de Mark Ruffalo, el delicioso encanto de Keira Knightley (que, además, se revela como una notable cantante) y la solvencia de Catherine Keener como secundaria de lujo son los elementos con los que Carney toca la fibra sensible del espectador y consigue eso que siempre digo que debe conseguir una película: emocionar y conmover. Casi nada.

Tao Zhao en "Un toque de violencia"

Por su parte, el chino Zhangke Jia confirma por qué está considerado el más importante de los directores de la Sexta Generación de su país (recordemos que la Quinta la encabezaban Zhang Yimou y Chen Kaige). Excelso documentalista y autor de la más que estimable "Naturaleza muerta", en "Un toque de violencia" propone una mirada nada complaciente y muy poco idílica a la China de hoy en día, un extraño país en el que el comunismo y el capitalismo más feroz cohabitan en armonía para mayor desconcierto de sus habitantes.

El filme se compone de cuatro historias independientes: un hombre de campo harto de los dirigentes del partido en su pueblo; un joven que descubre que el trabajo no es el método más eficaz para ganar dinero; una mujer que se rebela contra el machismo y los excesos de los ricos y un adolescente idealista en busca del amor que sólo acaba encontrando dolor. A través de estos relatos, todos de una dureza extrema, el realizador denuncia las injusticias, los abusos, las desigualdades y la omnipresencia de la violencia en la vida cotidiana de sus compatriotas. Y seguro que a los dirigentes del país no le hace ninguna gracia.

Rodada con un estilo naturalista, casi a modo de documental, es una película de una intensidad descomunal, que discurre con un ritmo pausado sólo roto por brutales ataques de salvajismo, que provocan estremecedores sobresaltos. Y los actores, cuyos nombres no hace falta citar porque poco dirán al público español, bordan sus interpretaciones. Eso sí, no es una película para ver en cualquier momento, hay que acercarse a ella con el cuerpo, y sobre todo el espíritu, preparados para una sobredosis de deprimente realidad. Pero no hay que dejar de verla.

P.D. A estos dos filmes, hay que añadir el recién estrenado "El niño", de Daniel Monzón, que me impactó cuando lo vi a principios de julio (http://www.metropoli.com/blogs/sonar-despierto/2014/07/06/un-thriller-monumental.html). Un peliculón.


1 » Comentario ¿Quieres comentar? Entra o regístrate

  1. pialan 06.sep.2014 | 11:57

    #1

    Pues a mí Begin Again me pareció bastante normalita y, de hecho, con poca chicha. Entretenida, simplemente. La china seguramente la veré para poder opinar.

Queremos saber tu opinión
Usuario registrado
Recordadme en este ordenador
Recuperar contraseña »
¿Eres un usuario nuevo? Regístrate